21 feb. 2013

muffins de buttermilk y canela

Muffins, ¡cuánto tiempo! Mis comienzos en la repostería estuvieron plagados de muffins y magdalenas. Compraba y almacenaba capsulitas de papel como si no hubiese un mañana. Mis magdalenas eran tan populares que hasta un amigo les puso un nombre: magdaelenas (Elena, así me llamo yo :-). Pensé en crear una marca propia, "magdaelenas" sonaba bien.
Pero después llegaron las tartas de pisos, la tres chocolates, los postres de cuchara, los cupcakes... Y las magdaelenas cayeron en el olvido, hasta que un día me di cuenta de que tenía una caja llena de capsulitas de papel que pedían a gritos ver la luz. Por tanto hoy vuelvo a mis orígenes con esta receta que tengo guardada desde hace mil años. Y que probé en su día, pero no me convenció. Hace poco volví a intentarlo y... ay (suspiro). Qué cosa más rica. La combinación de la nuez moscada de la masa con la cobertura crujiente de canela es como tocar el cielo de las magdalenas. Así que aquí os dejo un pedacito de cielo.

muffins de buttermilk y canela


muffins de buttermilk y canela

Ingredientes:
100 g de mantequilla a temperatura ambiente
150 g de de azúcar
1 huevo
170 g de harina 00
1 y ½ cucharadita de levadura en polvo
½  cucharadita de bicarbonato de soda
½  cucharadita de sal
½  cucharadita de nuez moscada recién rallada
120 ml de buttermilk (suero de leche)

1 y ½ cucharadita de extracto de vainilla

Para la cobertura:
40 g de mantequilla
2 cucharadas de azúcar
2 cucharadas de canela en polvo

En un recipiente tamizamos la harina, la levadura, el bicarbonato, la nuez moscada y la sal. En otro ponemos el buttermilk con el extracto de vainilla. Reservamos ambos recipientes.
Batimos la mantequilla y el azúcar con una batidora de varillas hasta obtener una mezcla cremosa. Añadimos el huevo y seguir batiendo algunos minutos hasta que la mezcla se ponga casi blanca.
Incorporamos la mezcla de harina en tres veces, alternando con el buttermilk, y mezclando cada vez hasta que obtengamos una masa homogénea.
Distribuimos la masa en los moldes sin llenarlos completamente (en el horno creceran) y metemos en el horno precalentado a 170 durante 20 minutos. Sacamos del horno y dejamos enfriar.
Mientras los muffins se enfrian, preparamos la cobertura. Derretimos la mantequilla en un cuenco. En otro cuenco mezclamos el azúcar con la canela. Cogemos un muffin y sumergimos la parte superior en la mantequilla derretida y seguidamente en la mezcla de azúcar y canela, intentando que esta última se adhiera bien por toda la superficie. Dejamos reposar un poco antes de probarlos ;-)

Notas:
- Con estas cantidades han salido 10 muffins.
- En el horno crecen bastante pero después bajan un poco.

* la receta original la encontre en el blog de Lola en la cocina. Yo he hecho pocos cambios.


facebook  ♥  twitter  ♥  bloglovin'  ♥  pinterest  ♥  instagram


6 comentarios:

  1. Esta entrada va a la sección recetas de la barra de favortitos.
    ¡Qué pinta!
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya están hechos y probados. Muy ricos. Yo los he hecho con yogur griego por que no tenía ganas de ponerme a fabricar buttermilk, y la nuez moscada ha sido rallada. También he añadido canela a la masa además de a la cobertura. Por cierto, 10 moldes exactamente, una máquina.
      Besos

      Eliminar
  2. El buttermilk tiene algo especial que hace que todo sepa especial, verdad? Da una jugosidad a las masas que... ñam!!! Me voy corriendo a contestar a tu encuesta.

    Bss!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Begoña, eso es! Estos muffins son de un tierno y jugoso...

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...